Afirman que energía nuclear debe favorecer la vida y la ciencia

Notimex

La tecnología debe tener un uso pertinente, responsable y con ética, siempre pensando en favorecer la vida humana, dijo el coordinador de la Unidad de Irradiación y Seguridad Radiológica del…

La tecnología debe tener un uso pertinente, responsable y con ética, siempre pensando en favorecer la vida humana, dijo el coordinador de la Unidad de Irradiación y Seguridad Radiológica del Instituto de Ciencia Nuclear (ICN) de la UNAM, Epifanio Cruz.

El directivo de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) señaló que la energía nuclear es una alternativa a las energías fósiles no renovables.

Refirió que ofrecen una amplia gama de aplicaciones en las que la radiación es inocua y aporta grandes beneficios, como la conservación y esterilización de alimentos.

Explicó que investigadores de la UNAM aplican técnicas de irradiación nuclear para mejorar y aumentar la conservación de comestibles como frutas, verduras, cárnicos o especies diversas comestibles, lo prolonga su vida de anaquel.

Con esa técnica, añadió, los productos son esterilizados de microorganismos patógenos que se alojan en ellos durante el proceso de producción, desde que son sembrados hasta que llegan a la mesa del consumidor.

Por ello avala la seguridad de ese método, ya que, a diferencia de los insecticidas y plaguicidas que se utilizan para fumigar, la radiación ionizante no es cancerígena.

“Sabemos que un tercio de la producción alimenticia se pierde, por contaminación, proliferación de patógenos y no tener condiciones óptimas para la conservación de los productos”, dijo, al ser invitado por la Universidad de Sonora (Unison).

Epifanio Cruz reiteró que entre el 25 y 30 por ciento de los alimentos que se producen en México se tiran a la basura, especialmente porque no se ha invertido en un proceso eficiente de conservación.

Apuntó que en un país con cerca de la mitad de la población en extrema pobreza, el tema de la alimentación es de seguridad nacional.

Consideró que en el país y en Sonora hace falta tecnología para irradiar y eliminar gérmenes patógenos de los productos denominados irradiadores industriales y con ello prolongar la vida en anaquel en bodegas sin refrigeración de frutas y hortalizas, entre otros.

Añadió que se trata de una inversión en infraestructura socialmente rentable que se recupera en al menos cuatro años, mediante la instalación de irradiadores con bandas automáticas para proteger y eliminar los gérmenes de los productos agrícolas.

Notimex La tecnología debe tener un uso pertinente, responsable y con ética, siempre pensando en favorecer la vida humana, dijo el coordinador de la Unidad de Irradiación y Seguridad Radiológica del…La tecnología debe tener un uso pertinente, responsable y con ética, siempre pensando en favorecer la vida humana, dijo el coordinador de la Unidad de Irradiación y Seguridad Radiológica del Instituto de Ciencia Nuclear (ICN) de la UNAM, Epifanio Cruz.El directivo de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) señaló que la energía nuclear es una alternativa a las energías fósiles no renovables.Refirió que ofrecen una amplia gama de aplicaciones en las que la radiación es inocua y aporta grandes beneficios, como la conservación y esterilización de alimentos.Explicó que investigadores de la UNAM aplican técnicas de irradiación nuclear para mejorar y aumentar la conservación de comestibles como frutas, verduras, cárnicos o especies diversas comestibles, lo prolonga su vida de anaquel.Con esa técnica, añadió, los productos son esterilizados de microorganismos patógenos que se alojan en ellos durante el proceso de producción, desde que son sembrados hasta que llegan a la mesa del consumidor.Por ello avala la seguridad de ese método, ya que, a diferencia de los insecticidas y plaguicidas que se utilizan para fumigar, la radiación ionizante no es cancerígena.“Sabemos que un tercio de la producción alimenticia se pierde, por contaminación, proliferación de patógenos y no tener condiciones óptimas para la conservación de los productos”, dijo, al ser invitado por la Universidad de Sonora (Unison).Epifanio Cruz reiteró que entre el 25 y 30 por ciento de los alimentos que se producen en México se tiran a la basura, especialmente porque no se ha invertido en un proceso eficiente de conservación.Apuntó que en un país con cerca de la mitad de la población en extrema pobreza, el tema de la alimentación es de seguridad nacional.Consideró que en el país y en Sonora hace falta tecnología para irradiar y eliminar gérmenes patógenos de los productos denominados irradiadores industriales y con ello prolongar la vida en anaquel en bodegas sin refrigeración de frutas y hortalizas, entre otros.Añadió que se trata de una inversión en infraestructura socialmente rentable que se recupera en al menos cuatro años, mediante la instalación de irradiadores con bandas automáticas para proteger y eliminar los gérmenes de los productos agrícolas.

Follow this link: 

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*